Aprende a evitar la ansiedad laboral

En la actualidad, cada vez es más común estar hablando de distintos trastornos y problemas relacionados al trabajo.

Esto se debe, en gran parte, al estilo de vida que acostumbran a llevar las personas hoy día, donde hay una exigencia permanente de ser cada día mejor, de alcanzar el éxito, de no fallar en nada, de convencer a todo, en fin, toda una serie de cuestiones que cualquier persona le sería difícil de lograr y en el afán de alcanzarlo, su cuerpo y su cabeza termina pasándole facturas. Se vive mucho mejor sin estrés.

En esta oportunidad hablaremos de lo que se llama ansiedad laboral uno de estos problemas tan frecuentes, que cada vez más personas sufren. En términos generales, se trata una preocupación excesiva e interminable relacionada a la vida laboral, de temores y miedos. Lo bueno de todo esto, es que si es algo que uno empieza a sufrir es porque no viene con esto de nacimiento y por lo tanto puede ser revertido. Por eso en el día de hoy te vamos a dejar los secretos para evitar la ansiedad laboral y para combatirla. Además te contaremos bien qué es esta ansiedad y cuáles son los síntomas que provoca.

salud-laboral-300x200

Ansiedad laboral

Muchos hablan de ansiedad laboral, sin embargo hace falta detenernos y explicar a qué nos referimos cuando de esto hablamos. Se trata de una reacción aprendida y tiene que ver con una preocupación constante y excesiva relacionada al trabajo, que se manifiesta a partir de una serie de síntomas, que se dan a nivel físico y psíquico.

Síntomas principales de la ansiedad laboral

Este trastorno, dijimos que trataba de una preocupación constante, que se manifiesta a partir de signos psíquicos y físicos. En este sentido, una persona que sufre de ansiedad laboral no podrá tener un hilo conductor entre las ideas, porque su preocupación no se lo permite. Además ante todo tipo de tareas empieza con sudoración y palpitaciones, es decir que sienten que su corazón late a toda marcha. Esto hace que les cueste respirar con normalidad. A su vez, pueden sentir sus manos completamente frías.

Cuando están obligados a hacer una presentación, asistir a una reunión o llevar adelante un proyecto, la persona suele quedar paralizada porque sus temores se apropian de su pensamiento y dan como resultado pensamientos distorsionados, como por ejemplo que le irá mal, que todo será un fracaso, etc.

¿Cómo evitar la ansiedad laboral?

Lo primero que uno debe hacer es volver a apropiarse de sus pensamientos y llevarlos por el camino más realista. En este sentido, será necesario poner a prueba los pensamientos que indican que todo será un fracaso, que pronto te equivocarás, porque no eres bueno en tu trabajo, etc. y en su lugar pensar si existe pruebas que indican que en verdad las cosas pueden salir bien.

Esa es la principal clave, pensar en función de lo que la realidad nos demuestra y no orientan el pensamiento en na dirección negativa.

El soy perfecto y todo lo que puedo, habrá que empezar a reemplazarlos por el no soy perfecta, porque reconocer la imperfección y límites de uno, permite que uno pueda esforzarse al máximo hasta donde puede.

Por último, tener presente que uno puede, es esencial, porque así podremos realizar las tareas que están bajo nuestra responsabilidad con mayor seguridad y confianza. Siempre hay que reforzar la autoconfianza, porque como vamos a pretender que los otros consideren que lo nuestro es un buen trabajo, cuando ni uno mismo confía en lo que hace.

Con estas reglas, la ansiedad laboral va a empezar a ser cosa del pasado, y el trabajo de esta manera, se disfrutará más.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *