Recursos para ponencias

Dar una ponencia no es tan complicado, ya que solo es una presentación al público sobre el tema que se ha investigado, desarrollado y, por tanto, es de su dominio. Existen diferentes materiales de apoyo que le otorgan dinamismo a la exposición, permitiéndole al ponente captar una mayor atención de los oyentes; por el contrario, si ese recurso se utiliza de manera incorrecta el riesgo de perder el interés de los presentes es alto.

Instrumentos de apoyo

Recuerde que la información debe ser fácil de comprender, tanto para el expositor como para el público al cual estará dirigido. Los instrumentos de apoyo más conocidos y utilizados son:

Rotafolio: es un caballete con sujetadores que permiten sostener láminas de papel; cada una de estas se va alzando hacia atrás para dejar ver a la siguiente. La clave para su uso, es elegir colores visibles a distancia y quien la realice tenga buena caligrafía. Es uno de los recursos más prácticos, ya que puede utilizarse en cualquier lugar.

Proyectores de vídeo: generalmente, las presentaciones se elaboran con programas de ordenadores, en los que se formulan diapositivas digitales que pueden incluir textos, imágenes, música o vídeos; procure no colocar todos esos elementos en una misma lámina. Este tipo de equipos puede utilizarse en cualquier lugar con acceso a electricidad, sin embargo, en un lugar oscuro se aprecia mejor.

Pizarrón: puede ser utilizado en cualquier lugar y es uno de los «más fieles» debido que solo necesita ingenio y un marcador para darle uso. Aunque puede plasmarse toda la información antes de comenzar, es mucho mejor si lo utiliza como un recurso interactivo; es decir, para representar ejemplos e ir colocando de a poco ciertos datos durante la explicación. Y, de esta manera, se logra captar la atención del público.

Siempre es importante tener el respaldo de un material gráfico que resalte por completo la información a impartir. Recuerde los siguientes tips para que sea todo un éxito:

  • No sature sus recursos con demasiada información. Esto confunde, da la sensación de que no está preparado y no es agradable a la vista.
  • No coloques textualmente lo que dirá en la presentación, ponga solo palabras claves, títulos, subtítulos, citas u otra información para reforzar su tema.
  • No muestre datos que no conozca o que no explicará.

Es conveniente tener este tipo de materiales de apoyo en toda empresa de cualquier sector, pero, una pizarra, al ser tan práctica, hasta la debería tener en casa. Visite https://www.pizarras-blancas.es/ y podrá escoger entre diferentes tamaños y modelos, además de rotuladores y otros accesorios para su uso con el respaldo de la calidad y la eficiencia que solo le da una web del Grupo selfpaper.com!